Google financió a grupos negacionistas climáticos

'The Guardian' revela en una investigación que la compañía tecnológica ha financiado a más de una docena de grupos que cuestionan la necesidad de actuar frente al cambio climático.
Letrero de Google en una oficina de la sede en Mountain View, California. REUTERS/Dave Paresh/File Photo Foto: FILE PHOTO: A sign is pictured outs a Google offcie near the company’s headquarters in Mountain View, California

El diario británico The Guardian ha desvelado este viernes que Google ha realizado contribuciones “sustanciales” a algunos de los principales grupos negacionistas del cambio climático en Estados Unidos.

Más de una docena de organizaciones y think tanks se han beneficiado de donaciones políticas por parte del gigante tecnológico. Según este medio, se trata de grupos que han hecho campaña en contra de la legislación climática y han cuestionado la necesidad de actuar o han motivado al retroceso en las medidas ambientales durante el mandato de Obama.

La lista incluye a Competitive Enterprise Institute (CEI), un grupo político conservador que jugó un papel decisivo para convencer a la administración de Trump de abandonar el acuerdo de París y que ha criticado a la Casa Blanca por no desmantelar más políticas sobre cuestiones climáticas y medioambientales.

Google también figura como patrocinador de una reunión anual de State Policy Network (SPN), una organización paraguas de varios grupos conservadores. Entre ellos, el Heartland Institute, un grupo anti-ciencia que ha criticado a la activista Greta Thunberg llamándola “histérica” en un artículo de opinión publicado en su página web firmado por H. Stearling Burnett. Los miembros del SPN también han creado un sitio web en el que afirman: “La ciencia sobre el cambio climático está resuelta. No hay nada más que discutir sobre el cambio climático”.

Google, por su parte, ha defendido estas donaciones diciendo que su “colaboración” con estas organizaciones “no significa que respaldemos toda su agenda”. En su página web, desde la compañía dicen apoyar un compromiso político “abierto, claro y transparente para nuestros usuarios, accionistas y para el público”. Sin embargo, en The Guardian explican que la empresa se negó a responder a sus preguntas sobre la cantidad que han donado a estas organizaciones vinculadas al negacionismo.

Las donaciones también han ido a parar a la Unión Conservadora Estadounidense, American for Tax Reform, al Centro Mercatus, a Heritage Foundation y a Heritage Action. Todos ellos grupos abiertamente negacionistas que se han manifestado en contra del Acuerdo de París.

Desde Google, afirman que “nuestra posición sobre el cambio climático es igualmente clara. Desde 2007, hemos operado como una compañía neutral en carbono y, por segundo año consecutivo, alcanzamos el 100% de energía renovable para nuestras operaciones globales”. Asimismo, la compañía insiste en que pidió una “acción fuerte” en la conferencia climática en París en 2015 y ayudó a patrocinar la Cumbre de la Acción Climática Global en San Francisco el año pasado.

Una postura que contrasta con las donaciones a grupos como CEI. Desde esta organización, asegura The Guardian, se negaron a responder preguntas sobre Google: “CEI respeta la privacidad de sus donantes”.

Gracias a la colaboración de nuestra
comunidad podemos publicar. Ayúdanos a seguir.

COMENTARIOS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.